2.3 – Saca partido a los buscadores

Índice

Creación de páginas web optimizadas para buscadores

Comentaremos sobre algunas medidas simples que puedes tomar para optimizar SEO mejorando las páginas de tu sitio web, de manera que los buscadores puedan encontrarte más fácilmente.

La optimización «on page», o en la página, consiste en los cambios que se pueden realizar en cada una de las páginas del sitio web y que pueden ayudar rápidamente a los buscadores a entender mejor de qué trata tu contenido.

Pongamos que tienes una pequeña granja denominada «Hortalizas Santiago» y que te gustaría optimizar una página sobre tu selección de frutas y verduras. Existen varios elementos en tu página que pueden indicar al buscador que la página trata sobre frutas y verduras frescas, como las meta etiquetas o meta tags y el título, los encabezados y el texto de la página en sí.

Las etiquetas de título y metadescripciones

  • El título y la meta descripción son importantes porque el buscador los utiliza para generar el resultado de búsqueda de una página determinada.
    • El título se utiliza para generar la primera línea que se muestra.
    • La meta descripción para las frases cortas que van después de este.
  • Para una página sobre frutas y verduras, es conveniente asegurarse de que la frase «frutas y verduras» aparezca tanto en el título como en la meta descripción.
    • Un buen título sería: «Hortalizas Santiago: frutas y verduras frescas». Este título describe de qué trata la página y también destaca el nombre del negocio.
  • Una buena meta descripción suele estar compuesta por dos frases cortas, y ésta también debería reforzar el título repitiendo la frase o palabra clave.
    • Una buena descripción sería: «Hortalizas Santiago envía frutas y verduras frescas ecológicas a su casa siempre que las necesite. Pida su caja personalizada online».
  • El título debería ser corto y atractivo, y la descripción debería redactarse en la línea del contenido de la página. También podrías tener en cuenta qué hay en la página: qué es lo que en realidad ven las visitas, no solo los buscadores.

Los elementos del encabezado

Al igual que las metaetiquetas, los encabezados están incrustados en el código HTML de la página, pero a diferencia de ellas, son visibles para los usuarios, y suelen aparecer en la parte superior de la página.

Un buen encabezado sería «Frutas y verduras frescas», ya que indica claramente de qué trata la página, tanto a los visitantes como a los buscadores.

El texto de la página.

Si tienes previsto escribir contenido sobre frutas y verduras frescas, naturalmente te interesará utilizar esa frase en el texto de la página.

No repitas la frase hasta la saciedad, porque los buscadores pueden considerarlo spam,

Recuerda que escribes en primera instancia para los usuarios, así que asegúrate de que el mensaje sea claro.

Cómo otros sitios web pueden serte útiles

Puedes mejorar tu visibilidad en los buscadores teniendo en cuenta la optimización «off-site», es decir, usando lo que ocurre en otras páginas web para promocionar la tuya.

Tus resultados de optimización en buscadores o SEO dependen de lo que hagas en tu página web y de lo que sucede fuera de esta. Esto último tiene que ver con lo que se dice en otros sitios web sobre el tuyo.

Conseguir enlaces a tu sitio web

Los backlinks: este término hace referencia a los enlaces desde otros sitios web al tuyo.

  • Piensa en los enlaces como votos:
    • Si tienes muchos enlaces a tu sitio, significa que muchas personas distintas en Internet consideran que tu web ofrece buenos contenidos.
    • Es un voto de confianza y los buscadores pueden considerar estos enlaces como una señal de que tienes un sitio de alta calidad y que tal vez resulta una buena opción para mostrar a los usuarios.

En el pasado, los usuarios creaban sitios web con el propósito de conseguir un gran número de enlaces para promocionar su posición en los resultados de los motores de búsqueda.

  • En algunos casos, estos enlaces eran irrelevantes para sus productos o servicios, o procedían de sitios de baja calidad (por baja calidad nos referimos a sitios web con un mínimo de contenido y cuyo único propósito es enlaces a otros sitios).
  • Cuando los buscadores detectaron esta práctica, comenzaron a restar valor a los sitios que intentan manipular los resultados de búsqueda, lo que supone un descenso en su ranking de búsqueda.

¿Cómo los consigues? La clave es pensar en la calidad, no en la cantidad.

La mejor forma es generar contenidos de calidad en tu web.

A partir de aquí, otros usuarios puede que incluyan enlaces a tus páginas si consideran que su público debería ver tu contenido.

También puedes animar a otros usuarios a que escriban sobre ti y que compartan enlaces a tu sitio web.

  • Pero, ¿qué es un buen contenido?
    • Si tienes una pequeña granja que vende frutas y verduras frescas, podría ser una lista de «Las principales 10 frutas veraniegas» o «Las 5 mejores recetas con brócoli».
    • Para generar contenidos de calidad, debes entender quiénes son tus clientes potenciales, qué buscan y cómo puedes ofrecérselo.

Fidelizar a tus visitantes ofreciéndoles contenido de calidad

Promocionar tu sitio web en las redes sociales.

Los motores de búsqueda rastrean cualquier página a la que pueden acceder, incluidas las redes sociales.

Pero, por lo general, no prestan especial atención a tu popularidad en una red social, lo que viene a ser, por ejemplo, que no te den más crédito por tener más «me gusta» o «seguidores».

No obstante, utilizar las redes sociales sigue siendo una excelente forma de llegar a un gran público: promociona tu sitio y tu negocio porque esto contribuye a que los usuarios descubran tu contenido y los insta a interactuar contigo.

Internacionalización con SEO

Cada país requiere distintas técnicas de marketing y con la optimización para motores de búsqueda a escala internacional ocurre lo mismo.

Si tus clientes potenciales se encuentran en distintos países o hablan diversos idiomas, es necesario tener en cuenta varios aspectos. 

Cuando empieces a promocionar tu sitio web en otros países, ten presentes tres cosas: el idioma, la localización y la segmentación por país. Si lo haces, podrás adaptar tu sitio web y tu estrategia de SEO para obtener un reconocimiento mundial.

El idioma

En primer lugar: debes, literalmente, hablar el idioma de tu cliente.

Existen algunas recomendaciones de SEO para sitios web que ofrecen contenido en varios idiomas, y la primera consiste en asegurarte de que cada página en un idioma distinto tenga su propia página web.

¿Por qué es importante? Imaginemos que cultivas aguacates en España y que quieres vender tu producción principal a otros países. La tecnología de diseño de páginas web permite tener contenidos en español en una página web, como por ejemplo, www.example.com/aguacate.html, y que los visitantes hagan clic en un botón para ver la misma página escrita en francés. ¿A que suena bien? El problema es que las personas podemos hacer clic en ese botón, pero los buscadores no, así que sería mejor separar cada versión traducida en un página web distinta. Siguiendo este ejemplo, sería mejor poner la versión francesa en su propia página, con una URL distinta: www.example.com/avocat.html

El segundo aspecto que hay que tener en cuenta es no mezclar idiomas en la misma página, algo que está terminantemente prohibido. Por ejemplo, si la mitad de tu contenido está en francés y la otra mitad en español, los buscadores no pueden determinar en qué idioma está el contenido, por lo que es mejor utilizar páginas diferentes para cada idioma.

A continuación, evita utilizar servicios automáticos para traducir el contenido. ¿Quieres traducir un contenido sobre productos ecológicos a francés? Pues encarga la traducción a una persona. ¿Por qué? Los buscadores no valoran el contenido generado por herramientas de traducción automática, y, lo que es peor, podrían considerarlo spam. Un servicio de traducción puede tener un coste más elevado, pero el contenido será de mayor calidad y generará mejores resultados para tu negocio.

Si te has tomado la molestia de traducir contenido, algunos buscadores te permiten incluir anotaciones de idioma en tus páginas web. Estas anotaciones permiten a los buscadores servir el contenido adecuado a la persona apropiada según su país o idioma.

Imaginemos que eres un granjero que envía deliciosas frutas y verduras a otros países, y has generado un contenido de calidad para tus clientes de España, pero también has encargado la traducción de dicho contenido al alemán para tu mercado en Alemania. Una de estas páginas trata sobre tus aguacates, y tú, como agricultor, esperarías que la página sobre aguacates en alemán se mostrara en una página de resultados de búsqueda para tus clientes potenciales en Alemania y que tu página en español se mostrara para tus clientes en España. Para ayudar a los buscadores a detectar este contenido alternativo, en este caso específico podrías añadir una anotación en cada una de las páginas en español y alemán. Estas etiquetas identificarán tus páginas para que los buscadores puedan servir la versión adecuada de tu contenido a los visitantes en función de su país.

Si examinas las anotaciones más detenidamente, verás que pueden ser herramientas magníficas para configuraciones multilingües y multinacionales más avanzadas. Esto cubre algunos de los elementos importantes para el uso de distintos idiomas en tu sitio web pero, aunque no añadas varios idiomas, existen otros aspectos que requieren tu atención si quieres atraer a clientes de distintos países y mercados.

Empieza pensando qué información les resultaría práctica. ¿Deberías ofrecer los precios de los productos en varias divisas? ¿Utilizan un sistema de medición distinto? (métrico frente a imperial). Por ejemplo, ¿tus clientes pesarían los aguacates en kilos o libras? ¿Has incluido direcciones y números de teléfono locales para que puedan ponerse en contacto contigo? ¿Deberías indicar tu horario comercial en distintos husos horarios?

Hay pequeñas cosas que debes tener en cuenta para asegurarte de que tu sitio web resulte práctico para los clientes potenciales de distintos países. También existen indicaciones que permiten a los buscadores entender que tu contenido es relevante para los mercados internacionales. Así que, además del idioma y la localización, puedes recurrir a otras estrategias para ayudar a los buscadores a entender el país o países a los que te orientas.

Por ejemplo, utilizar un nombre de dominio de nivel superior geográfico en tu sitio web es una indicación clara de que el sitio se orienta a un país específico. Un ejemplo de un sitio español con un nombre de dominio de nivel superior geográfico sería www.granjadeaguacates.es, mientras que para Alemania, este sitio podría denominarse www.granjadeaguacates.de.

Y, ¿si no utilizas este tipo de dominio? ¿Qué ocurre si usas un dominio genérico como www.ejemplo.com? Pues que los buscadores pueden utilizar distintos elementos, como dónde está alojado tu sitio web, su dirección IP y la información en tus páginas web.

También puedes contribuir a que tu sitio y sus contenidos sean más visibles para clientes internacionales utilizando herramientas de segmentación por país como las que ofrece Search Console de Google.

La localización

Y el país objetivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
¿Necesitas ayuda?